Acné comprar en España y sin estafa

Eficaces tratamientos médicos y antibióticos para eliminar el acné vulgar o moderado

El acné vulgar o acné común es una afección cutánea vírica provocada por la infección de las glándulas sebáceas o poros. Especialmente frecuente en los jóvenes, aunque puede darse a cualquier edad, se define como un problema inflamatorio de la piel que se manifiesta con la aparición de granos y puntos negros. Erupciones que, por lo general, suelen darse en la cara, espalda o pecho.

En gran medida, resultado de cambios hormonales, el acné aparece frecuentemente durante la pubertad o el ciclo menstrual femenino. Una enfermedad que, en general, suele afectar hasta pasada la pubertad, en torno a la veintena. Pero que, sin embargo, en otras personas llega a convertirse en un problema crónico, viéndose en la necesidad de adquirir un tratamiento farmacológico especialmente diseñado para combatirlo. Pastillas, cremas y geles, que actúan combatiendo con las causas del acné y mejorando el aspecto de piel infectada de forma efectiva.

En Fundación Salud están disponibles diferentes tratamientos: Minocin, Oxitetraciclina y Diane 35. Para la compra de dichas pastillas para el acné, deberá rellenar un formulario médico, con preguntas muy similares a las que usted tendría que responder en una consulta física, que servirá de orientación a nuestros doctores a la hora de valorar su estado de salud. La información general y específica contenida en él, les permitirá valorar la conveniencia del medicamento elegido a su patología concreta, garantizando la seguridad del mismo para usted.

MinocinFabricado por
Minocin
Minocin de 100mg
Minocin es un antibiótico oral indicado para el tratamiento de infecciones de acné, atacando directamente las bacterias que lo producen. Un fármaco con receta médica de toma diaria, disponible en cápsulas de 100 m. Para una mayor efectividad, debe prolongarse durante varias semanas, para así evitar la reaparación de granos y puntos negros en la piel.
Almus OxytetracyclineFabricado por
Oxitetraciclina
Oxitetraciclina 250 mg en comprimidos
Oxitetraciclina es un medicamento contra el acné, capaz de tratar la mayoría de las infecciones en un periodo de diez semanas. Estas pastillas deben tomarse dos veces al día y actúan directamente sobre la bacteria que causa la inflamación cutánea, mejorando así significativamente el aspecto de la piel y evitando la reaparición de granos o puntos negros.
BayerFabricado por
Diane 35 para el acné
Diane 35 para el acné
Diane 35 es un método anticonceptivo oral femenino, también indicado para el tratamiento del acné. Su efecto antiandrogénico es capaz de reducir la sensibilidad a los andrógenos, producidos por los ovarios, evitando de este modo la aparición de granos y puntos negros por desarreglos hormonales o ciclos menstruales no regulares.

¿Cómo sé si tengo acné?

El acné es la enfermedad cutánea más común. Caracterizada por la inflamación de la piel, se trata de la infección producida en las glándulas sebáceas, por un exceso de grasa o taponamiento del folículo piloso. Un proceso debido al impedimento de la salida del vello o sebo transportador de las células muertas a la superficie, a través de los poros, causante de granos o espinillas, pápulas, pústulas, puntos negros, nódulos e incluso quistes.

De origen hormonal, en la mayoría de los casos, es acné vulgar suele darse durante la adolescencia, tanto en hombres como en mujeres. Mientras, éste también es una de las causas más comunes de presencia en los días anteriores al periodo menstrual femenino (aunque no con la misma intensidad). Dos tipos de acné que, en el primer caso, necesitarán de un tratamiento a largo plazo, mientras en el segundo, bastará con el gel o crema para calmar los síntomas temporales de esta infección.

¿Cuáles son las causas del acné?

La obstrucción de los poros es la principal causa del acné. Apareciendo generalmente en las zonas con una mayor cantidad de glándulas sebáceas; éstas son las productoras del sebo, sustancia natural que ayuda a mantener hidratada y protegida la piel.

Sin embargo, la producción excesiva de sebo puede hacer que la piel se vuelva demasiado grasa. Proceso que provoca el bloqueo de los poros y la consecuente formación de acné. En general, este aumento de los niveles de sebo se asocian con la acción de los andrógenos (hormonas masculinas), que pueden interferir en la actividad normal de las glándulas sebáceas acelerando su sistema.

Los cambios en las cantidades de andrógenos en el organismo, pueden venir asociados a períodos concretos de nuestra vida como son la pubertad, el embarazo o la menstruación. Del mismo modo, el síndrome de Cushing y los ovarios poliquísticos también pueden provocar la aparición de acné, por un desarreglo hormonal, aunque la prevalencia de dichas patologías es relativamente baja.

Otros de los principales causantes de aparición de granos y puntos negros son algunos fármacos como los anticonceptivos o las cremas esteroideas tópicas, que también pueden alterar los niveles hormonales. Incluso, algunos cosméticos son susceptibles de provocar reacciones adversas en la piel.

¿Cómo prevenir la aparición de acné?

A pesar de que no hay ninguna forma concreta de prevenir la aparición de granos o puntos negros en la piel, existen ciertas medidas que pueden tomarse para reducir las probabilidades de que se produzcan brotes de acné. Entre ellas están:

  • No usar productos que causen el bloqueo de los poros, como son el caso de algunos tipos de maquillaje o cremas.
  • Lavar la piel dos veces al día con un jabón neutro que reduzca la producción excesiva de grasa.
  • Limpiar suavemente el sudor de la piel después de hacer ejercicio. Se debe tener en cuenta que, un exceso de higiene puede provocar el efecto contrario y aumentar la producción de sebo cutáneo.
  • Desmaquillarse antes de irse a dormir para mantener una buena higiene del cutis, evitando la obstrucción de los poros para dejarlos respirar durante la noche.
  • Evitar tocarse la cara, tratando de eliminar las impurezas frente al espejo, puede reducir enormemente la probabilidad de desarrollar acné.

Tratamientos para el acné vulgar o común

El acné puede tratarse de diversas formas. La elección del método más adecuado está determinada principalmente por el grado de virulencia de la infección sufrida. Existen numerosos tratamientos que van desde cremas, lociones o limpiadores hasta jabones o geles, cuyos principales componentes o principios activos son alfa-hidroxiácidos, peróxido de benzoilo, ácido salicílico o sulfuro, clinicamente probados por su eficacia en este campo. Productos que pueden ser realmente efectivos para tratar casos de acné moderados, pero probablemente insuficientes en casos más severos, que podrían necesitar de medicamentos de toma a largo plazo bajo prescripción médica.

Cuando hablamos de tratamientos farmacológicos, normalmente, nos referimos a los antibióticos que actúan directamente sobre la bacteria o buscan equilibrar las variaciones hormonales, atacando a uno de las principales causantes del acné. Del mismo modo, en el caso de las mujeres, también algunos tipos de anticonceptivos femeninos son un eficaz tratamiento para la regulación hormonal y, por tanto, la prevención ante la aparición de esta infección.

Sin embargo, también hay otros tratamientos conocidos como retinoides, compuestos químicos de Vitamina A, que ayudan a reducir el bloqueo de los poros y suavizar las células cutáneas.

Comprar online un tratamiento para el acné

Ya sea porque conoce su diagnóstico, por haber utilizado antes estos medicamentos o, simplemente, porque considera que son una buena opción para su patología, Fundación Salud le ofrece la oportunidad de adquirir un tratamiento para el acné completando un sencillo proceso. Para ello, deberá completar un sencillo cuestionario médico, tras elegir el medicamento, que posteriormente nuestros médicos revisarán para ver si este es adecuado y seguro para usted. Una vez aprobado, se extenderá la receta médica, enviando el tratamiento a la dirección indicada en un plazo entre las 24/48 horas laborables posteriores a su pedido.